lunes, 9 de marzo de 2009

Olor a gasolina

La semana pasada estuvieron varias escuderías de Formula 1 realizando entrenamientos en el circuito de Jerez, como ya sabréis, pues hemos puesto varias entradas sobre el tema en este blog, nos gusta los deportes de motor y en concreto la Formula 1. Tomar fotografías de un objeto que se mueve a 300 kilómetros por hora no es nada fácil, pero si nos armamos de paciencia, alguna sacaremos que merezca la pena, y si no pues habremos pasado el rato llenando las tarjetas a tuti pleni.

Esta vez no me acompañaba Lola, cuestiones del currelo ni tampoco pude tomar fotografías de nuestro campeón Fernando Alonso con su flamante R29, ya que se había marchado el dia anterior, para continuar con la preparación del coche en Barcelona, pero valla si que capté la de la escudería que pronto contara con el, Ferrari. Y es que Ferrari es mas que una escudería, siento debilidad por ella, que le vamos a hacer. Detrás de Ferrari ahí toda una leyenda en lo que significa la Formula 1 a nivel mundial, la historia de la Formula 1 pasa inexorablemente por la escudería del Cavallino rampante, creo que se escribe así, no se.

Si teneis la oportunidad ya sea desde la grada o a pie de pista no dejeis de fotografiar el fantastico mundo de la Formula 1, y que al final de la sesión vuestra camara huela a gasolina.

El piloto de Ferrari Raikonen

El actual campeón del mundo, el Británico Hamilton

3 comentarios:

  1. Expertacular reportaje, que maravilla de escuchar el rugir de los motores de estos Fórmula 1 Saludos

    ResponderEliminar
  2. Es + sencillo hacer barrido al fotografiar k luego usar un plugin para crear una sensación que ni tan siquiera consigues mostrar con realismo: el movimiento (las ruedas giran y no quedan fijas)

    ResponderEliminar
  3. Gracias anonimo por tu comentario.

    En primer lugar las ruedas estan en movimiento.

    En segundo lugar ¿que es un plugin?.

    En tercer lugar por que no quedamos tu y yo en el circuito y me enseñas a barrer.

    Me elegro de que te hayan interesado las fotografías, era lo que yo pretendía.

    Un saludo

    Tato Cirera.

    ResponderEliminar